as.com Ver todos los blogs >

Abierto 24 horas

El blog de Juan Jiménez

El periodismo es la profesión sin cambio horario. Si te gusta, te quedas.

Categorías

Calendario

noviembre 2015
lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            

Subscríbete a RSS

Añadir este sitio a RSS

¿Que es RSS?

Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

publicidad

« ¡Moore detenido en Colombia! | Inicio | El mítico United-Barça: Old Trafford se agarra a otro 1984 »

04 marzo, 2014 | 23:39

Por Juan Jiménez

26 años de España-Italia: del duro fajador (perdedor) al fino estilista (ganador)

Hace casi 26 años de estas alineaciones. Estamos en el Waldstadion de Francfort, en la Eurocopa de 1988. Por España, Miguel Muñoz alinea a Zubizarreta; Tomás Reñones, Andrinúa, Sanchís, Gordillo; Míchel, Gallego, Víctor Muñoz, Soler; Bakero; y Butragueño. En Italia juegan Zenga; Ferri, Baresi, Bergomi, Maldini; De Napoli, Ancelotti, Giannini, Donadoni; Vialli y Mancini. El frustrante resultado final es 1-0, gol del inevitable Gianluca Vialli, que por entonces sembraba el terror por Europa con Mancini en la Sampdoria. España quedará fuera de la segunda fase. Alemania e Italia vuelven a ser, una vez más, superiores a una Selección a la que ni la final del 84 le ha quitado su estigma de perdedor. Será peor aún. Después de la caída de la Eurocopa de Alemania, España ni se clasificará para la Eurocopa del 92. Será el principio del fin de la Quinta del Buitre.

 

 

Vialli2

 

Antes de aquel partido, España e Italia sólo se habían enfrentado tres veces más en partido de gran competición. En la Eurocopa de 1980 (0-0) y dos veces en el Mundial de 1934. Después del 1-1 del primer partido, un gol de Meazza (que luego puso su nombre al estadio) había sentenciado el partido del desempate. Pero no eran los emparejamientos directos (igualados) los que habían alejado a Italia de España a lo largo de la historia, sino los tres títulos mundiales de la Nazionale.

 

La historia no cambió en 1994. Entre otras cosas, porque la Selección seguía empeñada, más aún con Clemente, en que el estilo se llamase La Furia. Es imposible no sorprenderse si uno revisa la cinta del Italia-España jugado en el Foxboro de Boston el 9 de julio de 1994. De aquel partido de cuartos de final quedaron unos cuantos flashes. El golazo de Dino Baggio en el que tal vez Zubizarreta reaccione tarde, el empate de Caminero (nuestro corazón en aquel Mundial), el error de Salinas y, finalmente, el gol de Roberto Baggio que no salva Abelardo y el codazo a Luis Enrique. Un segundo visionado al partido nos esconde qué era España en aquel tiempo. Un equipo que jugaba al límite, en unos umbrales de agresividad casi prohibidos. Revisemos la alineación de aquel día: Clemente, que había dividido por trincheras a la prensa entre partidarios y detractores por cuestiones que ahora no vienen al caso, alineó a Zubizarreta; Ferrer, Alkorta, Abelardo, Nadal, Otero; Goikoetxea, Caminero, Bakero, Sergi; y Luis Enrique. Excepto Bakero, el resto de jugadores habían actuado en algún momento de sus carreras como defensas (Caminero llegó a ser líbero en el Castilla y Luis Enrique y Goikoetxea jugaron de laterales, en el Madrid el asturiano y los dos, en el Barça).

 

 

Puhl2

 

La memoria colectiva considera que aquel partido fue una colección de injusticias, empezando por el codazo de Tassotti a Luis Enrique no sancionado por Puhl. También se vendió como el triunfo del catenaccio. Observemos, sin embargo, el once con el que jugó Italia: Pagliuca; Benarrivo, Costacurta, Tassotti, Maldini; Conte, Albertini, Dino Baggio, Donadoni; Baggio y Massaro. Al descanso, y ganando 1-0, Sacchi introdujo a Giuseppe Signori, otro delantero zurdo que triunfó en el Lazio. A Italia se le ha llegado a vulgarizar por su obsesión con el rigor táctico y su obsesión por la defensa. Pero sería injusto no reconocerle que siempre ha abierto espacio a jugadores únicos: la lista incluye a Del Piero, Totti, Baggio, Zola, Gianinni… No estaría de más reconocérselo algún día. La España que perdió ante Italia era más defensiva que esa Italia.

España e Italia no volvieron a jugar en partido oficial durante 14 años (con el paréntesis de los Juegos Olímpicos, en los que España ganó 1-0 con gol de Kiko en los cuartos de final, Luis Casanova, pero no era lo mismo). Es normal que, pese a su estado de optimismo, España afrontase el partido con cierto pánico los cuartos de la Eurocopa 2008. Para empezar, Italia había añadido un nuevo Mundial a su palmarés sólo dos años antes. El miedo no era al emparejamiento, sino al currículo… (4-0 en Mundiales) La nueva gesta italiana había animado a los azzurri a viajar así que ni la fiebre por la Roja de Luis permitió estar en mayoría a la afición española en Viena. En el Prater retumbó el himno de Italia y los cánticos a Toni, una pesadilla para Casillas.

 

 

 

Euro2

 

Cesc

 

España no fue mucho mejor que Italia aquel día. Tanto que muchos han olvidado que Luis tuvo que mover el árbol y sustituir a las dos banderas del tiqui-taca. Xavi dejó su sitio a Fábregas (59’) e Iniesta, a Cazorla (60’). A lo que sí que no renunció España fue a su estilo. El duro fajador del 94 se había transformado en fino estilista Y en contra del aspecto liviano, frágil y casi lúdico de la Selección, España no se arrugó en la tanda de penaltis: marcaron Villa, Cazorla, Senna y Fábregas, apenas un chaval. Fue el día en que le robamos el gen ganador a Italia.

Luego hemos vuelto a jugar contra Italia tres veces más en competición oficial. Y hasta le hemos goleado, así intenté expresarlo en esta crónica de la final que intenté resumir en un GRACIAS

 

Navas2

Pero también hemos empatado dos partidos. La diferencia, sin embargo, sigue sin estar en los resultados. Lo que al fin nos ha acercado a Italia es el día que le robamos la fórmula ganadora. Y los títulos.

Publicar Comentario

Comentarios

Gustavo

No sabia que en la Eurocopa de 1988 las alineaciones las hacia Luis Suarez. Mas que nada porque el seleccionador era Miguel Muñoz. Y este es de los "periodistas rigurosos" de AS...

Queretaro

Con Miguel Muñoz Gordillo nunca fue lateral, sino centrocampista de banda izquierda. Soler jugó de lateral izquierdo ese partido contra Italia, por lesión de Camacho

Zampa

El partido del 94, creo que ha sido la única vez que he llorado viendo un partido de fútbol (tenía 10 años). Viendo como le rompían la cara a Luis Enrique y el arbitro se negaba a pitar penalty y la correspondiente expulsión. España podía ser un equipo defensivo, pero era sólido y llegaba bien al area rival. Creo que ese partido no lo debio perder España. Otra cosa hubiese sido contra Brasil que era infinitivamente superior a España (Dios esa delantera Bebeto-Romario).

Sergio

A ver, rana Gustavo...

Que yo sepa en lo referente a la euro del 88 no aparece la figura del gran luis suarez... aquí te pongo el copia y pega del príncipio del artículo para que lo vuelvas a leer:

"Hace casi 26 años de estas alineaciones. Estamos en el Waldstadion de Francfort, en la Eurocopa de 1988. Por España, Miguel Muñoz alinea a Zubizarreta; Tomás Reñones, Andrinúa, Sanchís, Gordillo; Míchel, Gallego, Víctor Muñoz, Soler; Bakero; y Butragueño. En Italia juegan Zenga; Ferri, Baresi, Bergomi, Maldini; De Napoli, Ancelotti, Giannini, Donadoni; Vialli y Mancini"

Quizás el señor Juan Jiménez no sea uno de los periodistas más rigurosos de la prensa, pero sin duda usted es uno de esos críticos irrefutables que ven cosas que no hay para criticar a otra gente. Le doy mi más sincera enhorabuena por disfrutar buscando fallos en vez de pasar un rato disfrutando de recuerdos pasados o aprendiendo.

Gustavo

Buenas tardes.
El dia que se publico este post, donde ahora aparece "Miguel Muñoz" aparecia "Luis Suarez". Horas despues y gracias a mi comentario, se corrigio el error.
Posteriormente, en un detalle que le honra, el propio Juan Jimenez me pidio disculpas en un mensaje privado a la vez que me agradecía mi comentario.
Del resto del comentario de "Sergio" mejor me guardo mi opinion, creo que se comenta por si solo.
Saludos.

Leopoldo Finol

Excelente artículo. Gracias.

Publicar un comentario

Si ya tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor identifícate.

© DIARIO AS, S.L. - Valentín Beato, 44 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 375 25 00