as.com Ver todos los blogs >

Siempre Cantera

El blog de Aritz Gabilondo

Hola, ¿te gusta el fútbol? ¿Y la cantera? ¿Te quedas enganchado viendo los partidos del Europeo Sub-17 y Sub-19 por Eurosport? ¿O los torneos alevines de Canal+? Pues este es tu blog. Aquí vas a descubrir las entrañas del fútbol, aquel en el que los jugadores empiezan a ser eso, jugadores. Una pasión que cada vez atrae a más gente. Espero que a ti también.

Calendario

agosto 2014
lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Subscríbete a RSS

Añadir este sitio a RSS

¿Que es RSS?

Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

publicidad

« julio 2011 | Inicio | septiembre 2011 »

martes, 30 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

Sub-21: una carrera hacia Israel 2013 de dos años y 52 equipos

España arranca este jueves en Georgia un largo camino hacia la Eurocopa Sub-21 de 2013. Será un recorrido largo y laborioso, como siempre en esta categoría, el que va desde este primer choque hasta la gran final del 28 de junio de 2013 en Israel. De hecho, la fase de clasificación ya ha empezado para muchos conjuntos, pero España, al haber participado en el Mundial Sub-20, no ha podido arrancar hasta haber finalizado su participación en la cita colombiana. Para poder luchar nuevamente por el título, deberá quedar primera de grupo -o una de las cuatro mejores segundas- y después superar un playoff a ida y vuelta con otro de los conjuntos supervivientes. Sólo los siete vencedores de esas eliminatorias acompañarán a Israel en la fase final.

 

Además de Gerogia, que ya es líder con una victoria, el grupo de España lo componen Croacia, Estonia y Suiza. Se da la circunstancia de que los helvéticos fueron el rival de la Selección en la final de la última Eurocopa de Dinamarca, aunque ya se sabe que los cambios generacionales en estas edades pueden hacer que un equipo que luchara por el título en la anterior edición ni siquiera se clasifique para la siguiente. O viceversa. A eso se aferran muchas de las potencias que no estuvieron presentes en Dinamarca. Es el caso de Alemania (en el grupo 1), Portugal (en el 6), Italia (en el 7), Francia (en el 9) u Holanda (en el 11). Todos ellos han comenzado la fase previa con la presión de no haberse clasificado para la última Eurocopa. Pero también España tendrá puestos los ojos encima, en su caso por ser la actual campeona. El jueves se dispara esta emocionante carrera con nueve partidos y el viernes se completará la jornada con otros siete. Ya no se puede fallar. El que quiera estar en Israel 2013 debe apretar los dientes desde el inicio.

 

Completa la lectura de este artículo con el vídeo de FANFARLO (THE WALLS ARE COMING DOWN) [desde hoy añado esta aportación musical a las entradas inspirándome en una idea de Hoeman en su fantástico blog http://perlasdelfutbol.blogspot.com/. Os lo recomiendo encarecidamente]:

 

 

Archivado en Selección Sub-21 , Temas musicales

viernes, 26 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

La nueva Sub-21: Muniain, De Gea, 13 mundialistas y sin Bojan

De Gea, Muniain y Diego Mariño, campeones de Europa Sub-21 el pasado verano en Dinamarca, lideran la primera lista de la nueva generación de La Rojita tras efectuarse el cambio de edad. Los tres perduran en el equipo dada su juventud y se les une el grueso del conjunto español que participó recientemente en el Mundial Sub-20. Trece de esos futbolistas, entre los que se incluyen Canales, Rodrigo, Oriol Romeu, Isco o Bartra, dan el salto para ayudar a la Sub-21 en su camino hacia el Europeo de 2013, en Israel. Los de Milla iniciarán la clasificación con un doble enfrentamiento ante Georgia, el 1 y 5 de septiembre. Suiza, Estonia y Croacia completan el grupo. La más notable ausencia es la de Bojan. El nuevo jugador de la Roma ya pasó a un segundo plano en la fase final de la última Eurocopa, en la que acabó siendo suplente de Adrián, y los técnicos han decidido confiar en los más jóvenes Rodrigo y Álvaro Vázquez en esta nueva andadura de la Sub-21.

 

En líneas generales cabe destacar que existe un gran equipo, e incluso muchos integrantes de la generación del 92 que puedan tener minutos en Primera esta temporada, como Rubén Pardo, Sarabia o Morata, o incluso del 93, como Juanmi o Campaña, podrán ir entrando en las convocatorias a medida que avance la fase de clasificación. España tendrá el honor de defender en Israel su actual corona continental, pero para ello debe afrontar una durísima fase de clasificación que comienza en apenas una semana. Cantera hay. Talento también. El cambio generacional en la Sub-21 se produce con confianza por lo que viene desde abajo. Esta es la lista para el doble duelo ante Georgia:

 

ATHLETIC CLUB: Iker Muniain Goñi

 

ATLÉTICO DE MADRID: Jorge Resurrección Merodio "Koke" y Joel Robles Blázquez

 

FC BARCELONA: Marc Bartra Aregal, Carles Planas Antolínez, Sergi Roberto Carnicer y Cristian Tello Herrera.

 

BENFICA: Rodrigo Moreno Machado

 

CELTA DE VIGO: Hugo Mallo Novegil

 

CHELSEA: Oriol Romeu Vidal

 

ESPANYOL: Jordi Amat Maas y Álvaro Vázquez García

 

MÁLAGA: José Luis García del Pozo "Recio" y Francisco Román Alarcón "Isco"

 

MANCHESTER UNITED: David De Gea Quintana

 

REAL MADRID: José I. Fernández Iglesias "Nacho"

 

REAL SOCIEDAD: Asier Illarramendi Andonegui e Íñigo Martínez Berridi

 

VALENCIA: Sergio Canales Madrazo

 

VILLARREAL: Diego Mariño Villar

 

REAL ZARAGOZA: Juan Carlos Pérez López

 

Archivado en Selección Sub-21

domingo, 21 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

Mundial Sub-20: quinto título de Brasil, La Rojita y mi once ideal

Terminó el Mundial Sub-20 de Colombia y lo hizo con el quinto título para Brasil, que se deshizo con muchos problemas de Portugal en la gran final (3-2). Al igual que en otros puntos concretos del torneo, los brasileños obtuvieron el momento de suerte preciso cuando peor se encontraban, en este caso empatando y forzando la prórroga casi al final con un tanto de Óscar tras gran combinación de Dudú. Óscar, pese a sus tres goles en la final, no fue designado como mejor jugador del campeonato de forma incomprensible, pues la lista de diez candidatos que la FIFA hizo pública se elaboró antes de la final. Así pues, el galardón fue para Henrique. La sensación que deja el torneo, en todo caso, es que Brasil empezó a ganar el Mundial cuando se deshizo de España en los cuartos de final a través de la tanda de penaltis. La Rojita jugó su mejor partido entonces, pero sólo pudo sobrevivir uno y ese fue el cuadro brasileño, a la postre campeón. A mi juicio, este es el once ideal del torneo, aunque la falta de grandes estrellas permite muchas discusiones en varios puestos:

 

Mika (portero, Portugal)

Llegó hasta la final sin encajar goles, lo cual ya es todo un récord. Dio seguridad a la zaga portuguesa y fue decisivo en los penaltis ante Argentina, por ejemplo. Ante Brasil estuvo más dubitativo, pero tampoco estuvo más acertado Gabriel, el arquero brasileño que también hizo un torneo destacadísimo y que fue vital ante España o salvando un mano a mano clave al portugués Caetano.

 

Danilo (lateral derecho, Brasil)

Cumplió con lo que se esperaba de él. Tuvo un pequeño error en el debut ante Egipto que le costó un gol a su equipo, pero a partir de ahí se rehizo, bien jugando como lateral o como volante en momentos importantes. Un futbolista de recorrido, llegada y considerado otro gran fichaje de futuro del Oporto.

 

Marc Bartra (central, España)

Elegante, confiado, por encima del resto de defensas del campeonato, sus subidas desde atrás al estilo Koeman fueron siempre una delicia. También su forma de defender y, sobre todo, de sacar el balón jugado desde atrás. Un central para muchos años dentro del estilo del Barça y de la Selección. 

 

Nuno Reis (central, Portugal)

Central inteligente, intrépido al corte y seguro en sus conceptos defensivos, fue otro de los pilares importantes en el increíble esqueleto portugués a la hora de defender. No tuvo errores de bulto e incluso en la final sujetó con bastante criterio a Henrique, el MVP del torneo.

 

Gabriel Silva (lateral izquierdo, Brasil)

La lesión del lateral derecho Alex Sandro -presumiblemente destinado a jugar en la izquierda ante la presencia de Danilo- le dio definitivamente la opción de ser titular a Gabriel Silva. Ambidextro, letal en sus subidas, marcó algún gol importante. Un futbolista a tener en cuenta.

 

Oriol Romeu (mediocentro, España)

Incombustible, llegó de pasar un año difícil a causa de las lesiones, pero físicamente estuvo a un buen nivel y eso le hizo bastarse para sujetar el creativo mediocampo español. Su fichaje por el Chelsea en pleno torneo es la constatación de que hay mediocentro en él como para grandes cotas.

 

Danilo (mediocentro, Portugal)

Jugador de mucho recorrido, capaz de ayudar en defensa y aparecer por sorpresa en ataque, cada uno de sus partidos ha sido un ejercicio físico al alcance de muy pocos. Quizá tuvo algún problema más con el balón en los pies, pero su despliegue mantuvo de pie siempre a Portugal.

 

Enríquez (mediocentro, México)

Su partido de cuartos ante Colombia fue sencillamente antológico. Apareció por todos lados, cortó balones con una facilidad impropia, llegó a las ayudas siempre solidario y fue todo carácter para México. En todo el torneo fue igual. También en el tercer y cuarto puesto ante Francia, en el que además marcó.

 

Óscar (volante, Brasil)

No había marcado hasta la final, pero en todas sus acciones dejó destellos de ser el hombre de más calidad e imaginación, por encima incluso de Coutinho. Y ante Portugal, el gran día, se desquitó con un hat-trick que condujo a Brasil al título. El MVP virtual del torneo. El elemento diferenciador.

 

James Rodríguez (volante, Colombia)

Es de recibo incluir a alguien de Colombia en este once, pues su primera fase y el camino hasta cuartos fue de lo mejor del torneo. El zurdo del Oporto se echó a su selección a la espalda, apareció marcando goles y creando juego de todo tipo junto a Michael Ortega. Lástima el adiós prematuro ante México.

 

Henrique (delantero, Brasil)

Ni siquiera llegó al Mundial como delantero titular de los brasileños, pero demostró ese olfato innato que lleva evidenciando con Sao Paulo desde que despuntara en la Copinha de 2009. Un cazagoles que terminó el torneo con 5 dianas, las mismas que Álvaro Vázquez y Lacazette. El MVP final.

Archivado en Mundial Sub-20 , Selección Sub-20

martes, 16 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

La Sub-20 se vuelve a casa sin premio para su tiqui-taca

España voló ayer de vuelta a casa tras su dura eliminación en los cuartos de final del Mundial a manos de Brasil. El golpe fue difícil de encajar, pero queda el consuelo del tiqui-taca. Los de Lopetegui han sido fieles a su estilo en Colombia, no han dado un sólo pelotazo, siempre han tratado el balón con criterio y también pusieron contra las cuerdas a los brasileños en la mayor parte del choque. Así sí se puede perder por penaltis con la cabeza bien alta, pues quien trabaja la cosecha de este modo tiene más opciones de recoger frutos en el futuro que quien no. Hay materia prima en la cantera y la fortuna arbitraria de los penaltis no puede representar lo contrario.

 

Porque sólo una mala tanda privó a España de meterse en semifinales. El equipo de Lopetegui empezó manejando la pelota en el centro del campo desde el principio y conectando a sus más afiladas figuras. Los primeros en poner a prueba a Gabriel fueron Rodrigo e Isco, pero el guardameta anticipó lo que después se vería, que estaba dispuesto a ser uno de los grandes protagonistas del partido. Y lo fue. Brasil lo fiaba todo a recuperar un balón y salir con rapidez a la contra. No lo consiguió hasta casi el final de la primera parte, pero cuando lo hizo fue letal. Un tiro de Henrique al larguero tras una salida en estampida fue aprovechado por Willian para marcar, eso sí, en clara posición adelantada.

 

Sin embargo, la Selección no estaba muerta. Ni mucho menos. Lo demostró con un inicio de segundo tiempo decidido y acompañado por lo que tanto se necesitaba, un empate merecido. Rodrigo entró como un tren a un centro de Hugo Mallo y puso las tablas. Eso serenó a La Roja, que comenzó a tocar. Koke se encontró con Gabriel, inconmensurable, en la mejor opción española.

 

Y con esa tensión se llegó a la prórroga. Con el cansancio también llegaron los errores. En uno de ellos marcó Dudu, pero casi a continuación igualó nuevamente Álvaro Vázquez. La batalla sólo la desnivelaban los penaltis. Y ahí, sólo ahí, Brasil fue mejor. España se despide de forma dolorosa pero esperanzadora. Todos los medios colombianos y enviados especiales lo reconocían ayer: se ha ido del Mundial el mejor equipo y en su mejor partido.

 

Archivado en Mundial Sub-20 , Selección Sub-20

jueves, 04 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

España recurre a Canales para meterse en octavos del Mundial

Los grandes jugadores requieren grandes retos y Canales lo reafirmó ayer. Su entrada tras superar una lesión descongestionó a la Sub-20 en su segundo duelo mundialista y el resultado no puede ser más gratificante: victoria y clasificación para octavos. Un papel determinante el suyo, pues hasta su irrupción el partido había sido ingobernable. España no encontró la fluidez suficiente como para dominar el centro del campo y por ahí le vinieron los problemas. Koke fue eclipsado por Oriol Romeu, capaz de cortar jugadas con la facilidad con la que los lobos ahuyentan a las ovejas.

 

Pero faltaba un creador. Alguien que pusiera en funcionamiento la maquinaria de este equipo. En medio de todo eso, Ecuador fue perdiéndole el respeto a La Roja. Sus veloces extremos aparecieron por la espalda de los defensores y llegaron los apuros. De Jesús y, sobre todo, Caicedo acariciaron el gol, pero la falta de puntería les condenó. Lo mismo que a Rodrigo. El hispano-brasileño era un islote en la punta de ataque española y, pese a ello, se las gastó para volver a convivir con la portería contraria como acostumbra. No tuvo fortuna en un remate en semifallo ni en otro cruzado, pero ya para los últimos minutos de la primera parte se vio una versión algo más concienzuda de España, cimentada en la mejoría de Isco y cincelada en una inmejorable oportunidad de Tello que rozó el poste.

 

Aún así, el giro radical que necesitaba el equipo se produjo con la entrada de Canales. El cántabro dio más dinamiso al juego de ataque y la balanza se desniveló finalmente con la expulsión de Oña. Poco después, una gran jugada de Tello fue aprovechada por el todavía madridista para anotar el gol que allanaba el camino. Lo más difícil ya estaba logrado, lo que más le había costado a La Roja, y desde entonces el objetivo fue buscar un segundo tanto que finiquitara el choque. Llegó casí al final, cuando Álvaro Vázquez aprovechó un pase de Canales, quién si no.

  

0. Ecuador: Jaramillo; Pineida, Narváez, Quiñónez, Fuertes; Govea, Gaibor, Oña, Caicedo; De Jesús y Montaño.


2. España: Pacheco; Hugo Mallo, Bartra, Amat, Planas; Oriol, Koke, Isco, Pacheco; Tello y Rodrigo.


Goles: 0-1 (66'): Canales. 0-2 (85'): Álvaro Vázquez.


Árbitro:Peter O'Leary, de Nueva Zelanda. Amonestó a Rodrigo, Amat, Expulsó a Oña por doble amarilla (65').


Incidencias: Palogrande. 12.000 espectadores.

 

Archivado en Mundial Sub-20 , Selección Sub-20

miércoles, 03 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

Una Sub-19 lujosa y campeona, otro título más y el once ideal

La Sub-19 cerró con angustia su participación en el Europeo, pero el título -el quinto en esta categoría- fue merecidamente a parar a manos españolas. Excelente torneo en líneas generales, con muchos jugadores más jóvenes de lo que la edad permite, grandes nombres propios que repetirán reconocimientos en unos años y que son una base solida como para soñar con ellos en el futuro. El torneo será recordado por esto y por la nula presencia de potencias europeas. Sólo hubo un grande, España, e hizo lo que tenía que hacer, ganar. En todo caso, quedan futbolistas como para apuntar y que, según nuestro criterio, configuran el siguiente once ideal del Europeo:

 

Kapinos (Grecia, portero)

El griego hizo una primera fase fantástica, pese a que su equipo no pudo pasar a semifinales. Ante la República Checa fue el mejor y demostró ser un portero con reflejos pese a su estatura. Por si fuera poco, es del año 94, dos más que el resto. Los demás guardametas fallaron; él no.

 

Hala (R. Checa, lateral derecho)

Completo en todos los ámbitos, seguro a la hora de defender y ambicioso en ataque, dio mucho aire al juego checo con sus desdoblamientos en la banda derecha sobre Kaderabec. Empezó el torneo muy suelto, después comprendió que sus tareas estaban atrás. Y cumplió.

 

Sergi Gómez (España, central)

Aunque falló en el primer gol checo en la final al recular en exceso, su Europeo ha sido un ejemplo de categoría y peso en la defensa. Infranqueable por alto, seguro a la hora de sacar el balón, peligroso en jugadas de estrategia, ha sido el baluarte de la zaga española. Todo un líder.

 

Kalas (R. Checa, central)

El Chelsea pagó seis millones de euros por él al Sigma Olomuc el pasado verano y no fue en vano. El conjunto de Londres tiene ante sí un central de garantías, alto y fuerte al choque, rápido de piernas al cruce e inteligente a la hora de tapar. También peligroso por arriba.

 

Jelecek (R. Checa, lateral izquierdo)

Cada vez que subió la banda fue una alegría para la vista. Rápido, dinámico y escurridizo, supuso un problema para los rivales por la facilidad con la que llegó a posiciones de ataque. Además de todo esto, aportó una pierna izquierda de buena calidad y unos centros interesantes.

 

Rubén Pardo (España, mediocentro)

Otra de las piezas clave de Ginés Meléndez. Manejo el timón de la Selección aunque aún le falta cuerpo y físico, dio el ritmo necesario con sus cambios de ritmo y pases fluidos y en la final se sacó de la chistera un pase picado preciso para Álcácer en lo que supuso el gol de la victoria.

 

Deulofeu (España, interior derecho)

Más que interior, extremo. Siempre que cogió el balón encaró con determinación, la mayoría de las veces con acierto. Incluso se puso al equipo a las espaldas cuando peor estaba en la final. Erró en alguna toma de decisiones, pero hay que recordar que es del 94. Y eso se aprende.

 

Sarabia (España, interior izquierdo)

Fino, elegante, estético, pulcro, directo, conciso, eficaz. El capitán de la Selección se sacó de la chistera un Europeo de grandes quilates, asumiento el rol de líder del equipo que se le presuponía viendo la lista. Marcó goles y fue el enlace entre el mediocampo y el ataque.

 

Prikryl (R. Checa, delantero)

Un punta de mucha movilidad, tremendamente talentoso pero con buenas cifras goleadoras también. En la final estuvo algo más desaparecido, pero anteriormente dejó detalles de gran clase, como por ejemplo el gol ante Grecia en la última jornada de la primera fase. Jugadorazo.

 

Alcácer (España, delantero)

Pocas veces un suplente está en un once ideal, pero si, como Alcácer, consigue dos goles fundamentales en la prórroga de una final, el sitio es suyo. Paco es instinto, olfato, determinación. Ya apareció de forma milagrosa ante Bélgica en el debut y redondeó su papel en la gran final.

 

Morata (España, delantero)

El hombre gol del torneo, dejó patentes las buenas sensaciones que ha ido dando en los últimos años en el Madrid. Bien por arriba, en el remate, en los movimientos y en la competitividad. Incluso hubiera podido hacer más goles de haber estado más fino en algún partido. Pero seis ya son muchos.

 

Archivado en Europeo Sub-19 , Selección Sub-19

lunes, 01 agosto 2011

Por Aritz Gabilondo

Mundial Sub-20: España resuelve al final un estreno enmarañado

Cualquier debut entraña una dificultad y el de la Sub-20 en el Mundial no fue una excepción. Ganó La Roja, que es lo que cuenta, aunque en el segundo tiempo sufrió más de lo esperado. Y eso que desde el inicio quiso mandar. Se encontró, sin embargo, con un centro del campo costarricense superpoblado y un césped rapidísimo, lo que propició numerosos errores con el balón. Eso también benefició a los de Lopetegui cuando el central Contreras se mareó con la pelota en una fácil salida y Rodrigo, muy atento, logró arrebatarle el balón y marcar el primer tanto español.

 

El gol sirvió para tranquilizar los ánimos, inquietos como es lógico en cualquier debut mundialista, y a la vez disparó los de los ticos. El propio Rodrigo a punto estuvo de aprovecharlo en otro error que en esta ocasión subsanó bien Soto.

 

De Costa Rica las mejores noticias llegaron de las botas de Campbell, como era de esperar. El zurdo recortó bien dentro del área en lo que pudo significar el empate, pero Aitor despejó con acierto. España necesitaba otro gol para respirar tranquilo. Y aún había tela que cortar en este estreno.

 

Parecía que no sería así cuando Rodrigo marcó el segundo, pero el tanto de John Ruiz mediada la segunda parte despertó a Costa Rica. Lástima, porque poco antes Pacheco había tenido la sentencia en una excelente jugada entre él, Isco y Koke, el mejor ejemplo en el día de ayer del estilo de este equipo. Con más que perder que de ganar, la Selección decidió conservar su ventaja y eso casi le cuesta caro. Ruiz disparó al larguero en lo que hubiera sido un golpe duro para un conjunto que al fin respiró aliviado con el tercer gol de Koke y la puntilla de isco. Se sufrió, pero España ya tiene lo que quería: comenzar con victoria.

 

1. Costa Rica: Vargas; Smith, Contreras, Soto, Mora; Campbell, Bustos, Tejeda, Bryan Vega (Deiver Vega, min.81); Calvo (John Ruiz, min.59) y Escoe (Joshua Díaz, min.81). Seleccionador: Ronald González.

 

4. España: Aitor: Hugo Mallo, Bartra, Pulido, Luna; Oriol Romeu; Pacheco (Recio, min.70), Koke, Sergi Roberto (Ezequiel, min.57), Isco; y Rodrigo (Álvaro Vázquez, min.80). Seleccionador Julen Lopetegui.

 

Goles: 0-1,min.15: Rodrigo. 0-2, min.49: Rodrigo. 1-2, min.65: Ruiz. 1-3, min.80: Koke. 1-4, min.93: Isco, de penalti.

 

Árbitro: Dario Ubriaco (URU). Mostró tarjeta amarilla a Escoe y Contreras, de Costa Rica, y a Oriol Romeu, Pulido, Pacheco y Luna, de España.

 

Incidencias: Unos 20.000 espectadores acabaron presenciando en el Estadio Palogrande, de Manizales, el partido con el que arrancó el Grupo C, que completan Ecuador y Australia, del Mundial Sub''20 de Colombia. Durante fases del partido se oyeron gritos de ánimo a favor de España

 

Archivado en Mundial Sub-20 , Selección Sub-20

© DIARIO AS, S.L. - Valentín Beato, 44 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 375 25 00