as.com Ver todos los blogs >

Una vuelta rápida al mundo

El blog de Manuel Franco

El diario de viaje del enviado especial del Diario AS a los Grandes Premios de Fórmula 1.

Por MANUEL FRANCO

Categorías

Calendario

abril 2013
lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          

Subscríbete a RSS

Añadir este sitio a RSS

¿Que es RSS?

Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.


Últimos comentarios

« Corea y la imaginación | Inicio | Abu Dhabi o la mentira más real »

martes, 30 octubre 2012

Por Manuel Franco

"Hola, hola Loca Cola"

VUELTA RÁPIDA EL MUNDO. PARADA EN INDIA

 

Tuk, tuk, tuk, tuk, el pequeño aparato amarillo de tres ruedas vuela por las calles de Nueva Delhi con su música de pitidos infernales, motores rotos, gritos y pisadas que retumban como un recuerdo. El conductor del Tuk, Tuk, se da la vuelta y ante el asombro del cliente europeo dicen, tranquilo, tranquilo, esto es India, ¿eres español no? Todo esto, les prometo, en perfecto uso de la parla de Cervantes, para concluir con varios dichos de nuestro país y otros inventados y terminar con una "hola, hola Loca Cola". Ahí le tienen. Ese mismo conductor les puede llevar entre patadas a vacas sagradas y silbidos a niños que piden sin que se les pueda tocar a una tienda de pasminas en la que puedes comprar tantas y tantas cosas que ni siquiera sabías que existían y menos aún que necesitabas. Hola, hola Loca Cola... Esto es India.

IMG_2603

Al llegar a Nueva Delhi lo que más sorprende es el olor, para unos incienso, para otros mierda, el cielo, para unos una preciosa niebla dorada, para otros basura en suspensión, sus gentes, para unos amables indios dispuestos a echar una mano en lo que haga falta y hacer la vida mejor al viajero, para otros jetas infames con ganas de llevarse en una hora el suelo del un mes, sus monumentos, para unos preciosos templos, enormes jardines y animales exóticos, para otros piedras y más piedras, arbustos llenos de ratas y vacas por todas partes... y todo eso es verdad. Y más. India, ese país.

Como siempre he querido ser periodista para contar cómo vive la gente en países lejanos a donde pocos llegan a mi me gusta India, me parece un lugar interesante, rico en cultura que hay que conocer y saber apreciar. No es fácil. Después de estar dos veces en India ahora ya se porqué es la cuna del yoga, claro, de no hacer estos ejercicios estarían todo el día de los nervios. Y es que India es sinónimo de caos, total y absoluto. Sobre todo el tráfico, allí no existen conceptos como carriles separados, lo suyo es ir por entre las líneas, y distancia de seguridad, cuanto más te pegues al de detrás mucho mejor, sin duda. Es un auténtico infierno. Más aún cuando el chófer (no se confundan aquí a los extranjeros no les dejan coger coches) se da la vuelta con una sonrisa y en perfecto inglés pregunta, ¿verdad que conduzco bien? ¿estará contento? Y claro uno le devuelve la sonrisa y piensa en cosas bonitas para alejar tentaciones insanas. El mío, en cualquier caso, era bueno, se llama Sonu y se lo recomiendo si alguna vez van por allí, es un conseguidos, te puede llevar a cualquier parte y habla bien en el idioma del invasor. En ese sentido tuve suerte, varios compañeros y equipos cogieron a algunos de esos que solo hablan en su lengua y para decir sí, no y todo lo contrario hacen un gesto como un ocho con la cabeza. Fueron muchos sí, los que perdieron los nervios. Yoga, ya les digo.

Elefanteando

Pero sí, India es un país que hay que conocer. Sobre todo por sus contrastes. Y porque puedes ver cosas que no existen en ningún otro lugar del planeta. Creo... Ver un elefante en mitad de una autopista de seis carriles o un rebaño de vacas, que una señora de repente en mita de la calle abra una pequeña sábana y se eche en el suelo a dormir la siesta o lo que Dios quiera que hagan, monos por las calles, los tuk tuk, los carritos de bicicletas que llevan a la gente por la ciudad. O más allá... Incredible India. No hubo eslogán más certero.

Pero también hay lugares para la paz. En el Gandhi Memorial se encuentra la paz. Allí donde asesinaron al Mahatma un 30 de enero de 1948 se pueden seguir sus pasos, ver la cama donde pasó sus últimos dias y respirar un aire que es de esperanza. Es India, lugar de contrastes. Esto sólo es la primera parte. Mañana en al avión camino de Dubai habrá más, espero... mientras les dejo un poco de India, sólo un poco, el lugar donde les pueden decir en un castellano mejor que el mío, un sonriente Hola, hola Loca Cola... loca sí...

Comentarios

Mucho, muchismo mejor asi, con sentimiento pero divertido, nada que ver con esa sensación de derrota que traias de Corea. Gracias, gracias, gracias, por contarnoslo...........!!!! Esperando ya la vuelta por Abu Dhabi. Besos

Bien "nano" bien,cuantos dias compartidos por ese mundo,te veo en forma,saludos desde valencia crack

Bien "nano" bien,cuantos dias compartidos por ese mundo,te veo en forma,saludos desde valencia crack

Una vez más, todo un placer leerte.
Enhorabuena por tu trabajo!
Besos desde Valdemorillo

Plas plas plas plas, excelente relato, me traslado por un momento a ese maravilloso lugar de tu mano, Manu.
"India es un país que hay que conocer" totalmente de acuerdo.
Si tengo la oportunidad algún día te enseño una de mis fotos de elefantes, pero alcontrario de la que tu nos muestras, muy muy enfadado conmigo.
Un abrazo

Publicar un comentario

Si ya tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor identifícate.

© DIARIO AS, S.L. - Valentín Beato, 44 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 375 25 00